{{visita.numeros | number}} visitas recibidas desde el 22 de Marzo de 2010

1. Adán Augusto López Hernández 2. Gerardo Gaudiano Rovirosa 3. Jesús Alí de la Torre

Carta Abierta | Jorge Nuñez

Todo el poder

CARTA ABIERTA

Martes, 3 de Julio de 2018

Adán Augusto López Hernández será el gobernador tabasqueño con más poder político en los últimos treinta años.

Desde el gobierno de Enrique González Pedrero (1983-1987) no ha habido un solo mandatario que cuente con tan abrumadora mayoría en el Congreso y en las alcaldías.

De confirmarse las más recientes cifras del IEPCT, Morena y sus aliados gobernarán dieciséis de diecisiete municipios y abarcarán más de las dos terceras partes del Poder Legislativo.

Adán se convertirá, a partir del 1 de enero de 2019, en el jefe del Ejecutivo más poderoso desde que terminó la hegemonía del PRI, allá por 1988, cuando Salvador Neme Castillo venció a Andrés Manuel López Obrador en unas muy reñidas elecciones.

Esa fortaleza del Ejecutivo le dará el posicionamiento requerido para empezar a dar resultados en el menor tiempo posible.

Hay dos materias de extrema urgencia: la imparable inseguridad pública y los agudos problemas económicos.

A pesar de su mayoría en el Congreso y en las presidencias municipales, Adán ha prometido tener una actitud de diálogo y reconciliación con todas las fuerzas políticas.

El nuevo Gobierno morenista tendrá el reto de cumplir con las grandes expectativas creadas.

No obstante todo ese poder político entregado por los tabasqueños el 1 de julio, Adán ha prometido que habrá pluralismo en la vida política tabasqueña.

Lo que son las cosas, los principales problemas políticos de Adán podrían venir desde su propio partido. Con alguno que otro acelerado que pensara en usar su cargo público para hacer futurismo político, creyéndose el candidato natural para la próxima elección a gobernador.

Ahí es donde Adán tendrá que usar su autoridad para evitar distracciones de algunos que ahora se dicen sus aliados, pero que en realidad son lobos con piel de oveja.

: NOBLEZA OBLIGA

Poco hay que decir sobre la derrota del perredista Gerardo Gaudiano, salvo que el “efecto Peje” superó todos los pronósticos posibles.

Para decirlo de una forma clara, ningún candidato del Sol Azteca habría superado ese apoyo sin precedente a Obrador.

Por lo pronto, el principal adversario de Adán en la elección, ya reconoció, oficialmente, el triunfo de su oponente.

En la rueda de prensa ofrecida para tal efecto, se vio a un Gaudiano ecuánime, mesurado, sabiendo que tiene una larga carrera política por delante y que nadie lo puede dar por desahuciado.

: CHUCHO, DIGNIDAD

Penúltimo lugar en la elección, Jesús Alí se ganó cada voto por derecho propio.

Hay que admitir la dignidad y aplomo de su candidatura, que careció del apoyo de estructuras corporativas ya conocidas, como la de los maestros.

Chucho tiene argumentos creíbles para buscar por tercera vez la gubernatura.

Jamás estuvo de adorno ni con el afán de un interés económico o personal, como si lo tuvieron otros abanderados de la llamada “chiquillada”.