{{visita.numeros | number}} visitas recibidas desde el 22 de Marzo de 2010

1. Pedro Gutiérrez 2. Arely Madrid Tovilla 3. Andrés Granier Melo

Carta Abierta | Jorge Nuñez

Solo, Gutiérrez ya ha renunciado

CARTA ABIERTA

Viernes, 10 de Mayo de 2019

Si Pedro Gutiérrez sigue al frente del PRI no es porque así lo quieran los barones del partido. El escándalo de sus mensajes por WhatsApp, ordenando un ataque de memes contra los diputados priistas que se reunieron con el gobernador Adán Augusto, lo ha desahuciado. Lo ha derribado.

El presidente del tricolor parece haber tocado fondo, si bien él mismo se ha negado a presentar su dimisión.

Su autoridad al interior del priismo se ha desvanecido.  No hay manera de que pueda sobrevivir en condiciones de desconfianza mutua.

El presidente provisional del tricolor ha quedado como una figura decorativa. Y, en el simbolismo político, ya ha renunciado.

Una muestra de ello es su decisión de no presentarse a las elecciones para elegir al nuevo dirigente del CDE. La presidenta de la Fundación Colosio, Lorena Beauregard de los Santos, así lo hizo saber a los medios de comunicación.

Lo que ha propiciado Gutiérrez es quedarse solo. Ha dinamitado lo que quedaba del frágil puente de comunicación con la fracción y con los grupos de su partido.

No sólo no ha admitido el error de los mensajes por WhatsApp, donde llamó “desleales, entregados, vendidos” a sus legisladores, sino que peca de incongruencia luego de que él mismo dialogara con el alcalde morenista Evaristo Hernández.

Gutiérrez busca seguir en la dirigencia de un partido que ya no le respeta. Por eso es que los legisladores Gerald Washington, Ingrid Rosas y Minerva Santos le han exigido que, “por dignidad”, dé un paso atrás.

Todo ha quedado en manos de la presidenta del CEN, Claudia Ruiz Massieu. A ella le está costando trabajo iniciar el proceso de relevo ante la cercanía de las elecciones del 2 de junio en varios estados del país. También por la vacilación de la aguerrida política chiapaneca, Arely Madrid Tovilla, quien aún no acepta venir como delegada nacional para arbitrar el proceso de cambio de dirigencia.

Mientras tanto, la situación interna del PRI sigue deteriorándose, con un presidente cuyos desplantes molestan cada vez más a los barones del partido.

Es un escenario caótico y de debilidad para un partido que pretende competirle a Morena en las próximas elecciones intermedias.

: LA REVANCHA

Dicen que Andrés Granier Melo viene con una maleta bien cargada. Y no precisamente de objetos personales.

Viene con varias argumentaciones muy sólidas contra su verdugo Arturo Núñez Jiménez.

En la tarea de reivindicar su nombre ante los tabasqueños, y porque se siente traicionado por quien le siguió en la Gubernatura, va a soltar varias verdades que   no van a gustarle al perredista.

Eso sí, Granier seguirá en el PRI. Porque si bien Enrique Peña dio su aval para su encarcelamiento, el partido nunca lo expulsó de sus filas.

Dicen que reaparecerá en un desayuno junto a Luis Felipe Graham, quien fue “buscado” por la ley durante seis años. También estará Carmito Escayola.

Granier continuará ondeando su bandera de perseguido político.