{{visita.numeros | number}} visitas recibidas desde el 22 de Marzo de 2010

La presencia de tropas, que incluyó el movimiento de vehículos armados desde barracas ubicadas al noroeste de Harare más temprano, generó rumores de un golpe de Estado contra Mugabe, pero no había indicios de que el anciano líder, que comanda el país hace 37 años, hubiera sido depuesto.

Alarman tanques en Zimbabue; hay rumor de golpe de Estado

El partido gobernante acusó al jefe de las Fuerzas Armadas de traición, mientras las tropas tomaron posiciones alrededor de la capital, Harare

ExcelsiorMiércoles, 15 de Noviembre de 2017

Varios tanques que se dirigían a Harare causaron este martes alarma, un día después de que el jefe de las fuerzas de defensa, Constantine Chiwenga, advirtiera de medidas correctivas si continúa la purga de veteranos en el partido del presidente Robert Mugabe.

Es pertinente reiterar que las fuerzas de defensa de Zimbabue permanecen como el principal depositario en lo que respecta a los logros de la lucha por la liberación. Y cuando estos están amenazados estamos obligados a tomar medidas correctivas", aseveró.

Las especulaciones sobre el movimiento de esos tanques abarcan desde entrenamientos militares ordinarios como un posible movimiento por parte de Chiwenga y sus aliados.

Soldados gritaron agresivamente a los conductores de vehículos que pasaban cerca de los tanques.

"No intenten nada raro, váyanse", le gritó uno de ellos al reportero de la agencia Reuters.

La presencia de tropas, que incluyó el movimiento de vehículos armados desde barracas ubicadas al noroeste de Harare más temprano, generó rumores de un golpe de Estado contra Mugabe, pero no había indicios de que el anciano líder, que comanda el país hace 37 años, hubiera sido depuesto.

Isaac Moyo, embajador de Zimbabue ante Sudáfrica, desmintió los rumores al sostener que el Gobierno está intacto.

En la madrugada del miércoles se escucharon varias explosiones en la capital, lo que aumentó las especulaciones. Las explosiones se escucharon cerca del campus de la Universidad de Zimbabue.

Los corresponsales de la agencia Associated Press también reportaron que soldados cargaban municiones cerca de un grupo de cuatro vehículos militares.

Asimismo, la cadena británica BBC publicó que los soldados tomaron las oficinas centrales de la emisora ​​nacional, ZBC.

Algunos miembros del personal de ZBC fueron maltratados cuando los soldados tomaron sus oficinas en Harare el martes por la noche, añadieron fuentes de Reuters.

El Departamento de Estado de Estados Unidos señaló que estaba "vigilando de cerca" la situación e instó a todas las partes a resolver las disputas "con calma y en paz".

La embajada de EU en Harare tuiteó que cerraría el miércoles sus instalaciones debido a la incertidumbre actual.

Además, aconsejó a los ciudadanos estadunidenses en el país a refugiarse en un lugar seguro hasta nuevo aviso.

Chiwenga, flanqueado por los líderes del ejército y las fuerzas aéreas, ofreció ayer una rueda de prensa en la que advirtió contra la purga de los miembros más veteranos del partido gubernamental ZANU-PF, una semana después de que Mugabe, de 93 años, destituyera a su vicepresidente, Emmerson Mnangagwa.

Tras ser destituido, Mnangagwa huyó a Sudáfrica porque aseguró haber recibido amenazas.

Posteriormente emitió un comunicado en el que declaró:

"Pronto controlaremos los resortes del poder en nuestro bello partido y país".

Los comentarios del jefe de las fuerzas armadas fueron leídos en el país como un ataque directo a la facción del ZANU-PF alineada con la esposa del presidente, Grace Mugabe, quien desempeñó un papel determinante en la salida de Mnangagwa, tras meses de ataques verbales.

La esposa de Mugabe suena como reemplazo de Mnangagwa, con el respaldo de las influyentes facciones de las juventudes del partido y de las mujeres.