{{visita.numeros | number}} visitas recibidas desde el 22 de Marzo de 2010

Expuso que en algunos casos se puede optar por el manejo quirúrgico para corrección del nervio auditivo y con ello disminuir el daño vestibular

Daño al oído interno ocasiona vértigo

No obstante refirió que existen otras causas del daño vestibular como infecciones virales, traumatismos, o bien aspectos metabólicos como hipercolesterolemia o diabetes

Redacción / El IndependienteViernes, 18 de Enero de 2019

El daño al oído interno afecta directamente a las terminales que regulan la función del equilibrio en coordinación con el cerebro, ocasiona a su vez vértigo, lo cual lo constituye como un importante motivo de incapacidad laboral, afirmó el especialista Roberto Fierro Rizo.

En un comunicado, el otorrinolaringólogo adscrito al Hospital de Especialidades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, dijo que los pacientes afectados son primordialmente personas mayores de 40 años de edad, en su mayoría que cursan con alguna patología cardiovascular.

“Frecuentemente hipertensión arterial. Incluso, imposibilita al paciente a realizar actividades cotidianas y sencillas de su vida diaria, en casos más extremos el riesgo de presentar una caída por vértigo es latente”, señaló.

No obstante refirió que existen otras causas del daño vestibular como infecciones virales, traumatismos, o bien aspectos metabólicos como hipercolesterolemia o diabetes.

La presión arterial, refirió, afecta de forma directa al oído interno que además de la audición tiene la finalidad de regular el equilibrio corporal. Los síntomas son: vértigo y mareo, desequilibrio y desorientación espacial, problemas visuales, cambios en la audición, psicológicos y/o cognitivos.

“Por lo anterior es indispensable que las personas que presentan hipertensión o diabetes se mantengan en control, y acudan con el otorrinolaringólogo para que le realicen una revisión al menos una vez al año, o cada seis meses, con el fin de verificar que no exista daño a la audición y al equilibrio”, dijo.

Agregó que las alteraciones vestibulares son irreversibles, pero pueden controlarse a través de diagnosticar la causa de origen y tratarla, además de suministrar medicamentos que aminoren los efectos del vértigo.

Expuso que en algunos casos se puede optar por el manejo quirúrgico para corrección del nervio auditivo y con ello disminuir el daño vestibular.

 

Información tomada del periódico: Notimex